Que no se sorprendan las abuelas, si desde el día de hoy sus nietas y sobrinas-nietas, llegan a sus casas y asaltan sus baúles y vitrinas viejas, en pos de esos artículos ornamentales viejos, para entremezclarlos con su decoración moderna y conseguir de este modo un estilo ornamental rompedor …El vintage.

Y si bien desde hace cierto tiempo, la tendencia vintage tanto en moda como en decoración viene rompiendo, es ahora desde el instante en que comenzó la crisis económica mundial ha tomado mucha fuerza puesto que invita a la gente a incorporar en sus vidas las 3 “R”, reciclar, rechazar, reducir. Esta es una tendencia mundial, que en buena hora llega a renovar nuestros espacios.

Quizás te preguntas ¿Qué es precisamente el vintage? Pues es el empleo de objetos viejos con diseños artísticos y de calidad.
El término vintage viene del empleo de objetos y ropas provenientes de una temporada precedente. El estilo vintage se refiere a creaciones que imitan el estilo de otra temporada. Este último término es el que nos ofrece Zalema. en artículos nuevos con estilo viejo. Si bien siempre y en toda circunstancia ha habido un enorme deseo por objetos vintage (como herencias), la consciencia y deseo del mismo ha aumentado increiblemente desde 1.990.

El vintage en la decoración está influido con fuerza por el mundo de la moda.
Sus peculiaridades son la madera acabada, candelabros, porcelana refulgente y con textura, florales, croché, vidrios reciclados, cubos de lata.
El vintage favorece el reciclaje, en tanto que productos que se suponían pasados de tendencia, vuelven al presente sin ser descartados.
Asimismo se usan materiales cotidianos como plástico y papel para crear decoraciones espontáneas.muebles vintage

En este espacio de la tienda online, aparte de poder adquirir muebles vintage y piezas, puedes tomar ideas para agregar en tu decoración muebles y artículos heredados de tus antepasados.
No importa que tan moderno sea tu hogar, pues se pueden añadir piezas vintage con mucho éxito.

Es imprescindible la mezcla .. La máxima es entremezclar, desde un sofá viejo retapizado con una tela ultramoderna, hasta una lámpara de última tendencia con una pantalla de los años sesenta. Recuerda que todo vale si lo haces con buen gusto.
Mezcla muebles vintage con complementos ultramodernos en colores vivos, el turquesa y el fucsia, amarillo, verdes y las degradaciones de morado son la tendencia.

¿Y para las paredes? Puedes decorar tus paredes con cuadros viejos como por poner un ejemplo un poster de Marilyn Monroe, enmarcados con molduras ultramodernas en niquelado oro o bien plata. Asimismo puedes resaltarlos con paspartús adamascados o bien de colores chillones.

Los básicos de una habitación vintage para las pequeñas. Papel de pared con motivos florales, cortinas, cabeceros rococós y muebles ya en desuso como tocadores. Las pequeñas se van a sentir como en una película de otra época.
Las lámparas con cristales, los viejos sofás camas, camas viejas vestidas con ropa vanguardistas, mesas viejas con sillas modernas en vidrio y transparencias, papeles para las paredes de aires de la década de los 70, lonas de vinilo y pana, alfombras con motivos geométricos, maderas obscuras y objetos de vidrio como: jarros, menaje de cocina, etcétera

Para el contraste, las piezas de los cincuenta, sesenta, setenta, ochenta y noventa crean un perfecto y armonioso contraste, siendo conjuntadas con la comodidad, tecnología y ventajas de lo moderno.
Como conclusión, decorar con estilo vintage te dejará crear espacios entretenidos y activos. Con estas pautas y su toque personal, seguro que logras el equilibrio preciso entre el vintage y la decoración moderna, logrando la armonía deseada en tu casa. Recuerda que vintage no es homónimo de viejo, sino más bien de viejo con glamour.